Dr. Hugo Sánchez y Torres
Angiología . Cirugía Vascular y Endovascular
16 Sur. No. 1308, Cons. No. 403, Colonia Azcárate, Puebla, Pue. / Tels: (222) 240 7412 / 240 7422
El tratamiento láser para várices es una de las alternativas más recientes para tratar esta afección. Consiste en enviar calor hacia el interior de la venas varicosas mayores a 3 mm con la ayuda de energía proveniente de un láser. La luz láser se transmite hasta las varices por un catéter con fibra óptica que se introduce en el interior de la vena afectada. La temperatura del cáteter puede exceder los 1000°C. Este calor causa una herida en la vena dañada para que ésta lentamente se desvanezca hasta desaparecer. Las zonas cercanas a las varices se infiltran con anestesia local y suero, para evitar el dolor y la quemadura de los tejidos vecinos. La cirugía de várices por láser es directa, precisa y sólo daña la zona a tratar. Todos los tipos de piel pueden someterse a una operación de varices con láser. Este procedimiento es ambulatorio y no requiere la utilización de agujas. Tampoco se efectúan incisiones en la piel. Cuando el láser golpea la piel, el paciente sólo siente una molestia pequeña y la epidermis no sufre debido a que es aliviada mediante enfriamientos anteriores y posteriores a la aplicación del láser. Existen varios tipos de láser que pueden ser utilizados para tratar las venas varicosas presentes tanto en las piernas como en la cara u otras zonas del cuerpo. El médico decidirá cuál es el mejor tratamiento para varices con láser según cada caso.En la actualidad, el láser endovenoso, también conocido como endoláser, es el elegido para corregir las varices graves. Para utilizarlo es necesario contar con un ecógrafo doppler de alta resolución y un equipo láser endovenoso. El tratamiento con láser endovenoso es el tratamiento de várices con láser más preciso, porque su longitud de onda de 1320 nm tiene un coeficiente de absorción específico por el agua de la pared venosa. El colágeno que se encuentra en las paredes venosas dilatadas está compuesto mayormente por agua. Este hecho señala la eficacia del tratamiento en la pared venosa y evita la aparición posterior de inflamación y hematomas. Permite resolver los problemas de insuficiencia venosa grave de forma poco invasiva, con grandes resultados y con un período de recuperación breve. La eliminación de varices con láser se produce en una sola sesión de aproximadamente una hora. Debido a la eliminación completa de las varices graves, las posibilidades de que éstas vuelvan a aparecer son menores que con otros tratamientos. El procedimiento consta de varios pasos. En primer lugar se realiza un mapping, es decir, se utilizada el ecógrafo doppler para identificar las venas varicosas. En segundo lugar, se marcan dichas venas. Luego se coloca anestesia local en la zona donde ingresará el cáteter de fibra óptica. Ingresa el cáteter y se aplica el láser. Entonces se destruyen por completo las paredes de las venas varicosas. Para finalizar, se coloca una media de compresión que cubre la zona tratada. Después de realizada la cirugía de varices con láser, el paciente puede retomar su vida normal. Sólo debe vestir medias de compresión durante una semana y caminar durante 30 minutos, dos veces al día, los primeros cinco días. Pasados los primeros cinco días, se recomienda que camine 30 minutos al día sólo una vez al día. Inmediatamente después del tratamiento puede haber enrojecimiento o hinchazón en la piel, pero esto desaparece en unos días. Aunque la piel puede adquirir cierto color, adquiere su tono normal en una semana.
Dr. Hugo Sánchez Torres . Angiólogo / Cirujano Vascular con Consultorio Médico en la Ciudad de Puebla, Puebla
.
Tratamiento de VÁRICES por medio de LÁSER

Tratamiento de várices por Láser - Puebla, Pue.

Click en la imagen
El tratamiento láser para várices es una de las alternativas más recientes para tratar esta afección. Consiste en enviar calor hacia el interior de la venas varicosas mayores a 3 mm con la ayuda de energía proveniente de un láser. La luz láser se transmite hasta las varices por un catéter con fibra óptica que se introduce en el interior de la vena afectada. La temperatura del cáteter puede exceder los 1000°C. Este calor causa una herida en la vena dañada para que ésta lentamente se desvanezca hasta desaparecer. Las zonas cercanas a las varices se infiltran con anestesia local y suero, para evitar el dolor y la quemadura de los tejidos vecinos. La cirugía de várices por láser es directa, precisa y sólo daña la zona a tratar. Todos los tipos de piel pueden someterse a una operación de varices con láser. Este procedimiento es ambulatorio y no requiere la utilización de agujas. Tampoco se efectúan incisiones en la piel. Cuando el láser golpea la piel, el paciente sólo siente una molestia pequeña y la epidermis no sufre debido a que es aliviada mediante enfriamientos anteriores y posteriores a la aplicación del láser. Existen varios tipos de láser que pueden ser utilizados para tratar las venas varicosas presentes tanto en las piernas como en la cara u otras zonas del cuerpo. El médico decidirá cuál es el mejor tratamiento para varices con láser según cada caso.En la actualidad, el láser endovenoso, también conocido como endoláser, es el elegido para corregir las varices graves. Para utilizarlo es necesario contar con un ecógrafo doppler de alta resolución y un equipo láser endovenoso. El tratamiento con láser endovenoso es el tratamiento de várices con láser más preciso, porque su longitud de onda de 1320 nm tiene un coeficiente de absorción específico por el agua de la pared venosa. El colágeno que se encuentra en las paredes venosas dilatadas está compuesto mayormente por agua. Este hecho señala la eficacia del tratamiento en la pared venosa y evita la aparición posterior de inflamación y hematomas. Permite resolver los problemas de insuficiencia venosa grave de forma poco invasiva, con grandes resultados y con un período de recuperación breve. La eliminación de varices con láser se produce en una sola sesión de aproximadamente una hora. Debido a la eliminación completa de las varices graves, las posibilidades de que éstas vuelvan a aparecer son menores que con otros tratamientos. El procedimiento consta de varios pasos. En primer lugar se realiza un mapping, es decir, se utilizada el ecógrafo doppler para identificar las venas varicosas. En segundo lugar, se marcan dichas venas. Luego se coloca anestesia local en la zona donde ingresará el cáteter de fibra óptica. Ingresa el cáteter y se aplica el láser. Entonces se destruyen por completo las paredes de las venas varicosas. Para finalizar, se coloca una media de compresión que cubre la zona tratada. Después de realizada la cirugía de varices con láser, el paciente puede retomar su vida normal. Sólo debe vestir medias de compresión durante una semana y caminar durante 30 minutos, dos veces al día, los primeros cinco días. Pasados los primeros cinco días, se recomienda que camine 30 minutos al día sólo una vez al día. Inmediatamente después del tratamiento puede haber enrojecimiento o hinchazón en la piel, pero esto desaparece en unos días. Aunque la piel puede adquirir cierto color, adquiere su tono normal en una semana.
Tratamiento de VÁRICES por medio de LÁSER

Tratamiento de várices por Láser

en Puebla

Dr. Hugo Sánchez y Torres . Angiólogo Cirujano Vascular con Consultorio Médico en la Ciudad de Puebla, Puebla

Angiología

Cirugía Vascular y Endovascular

Tels: (222) 240 7412 / 240 7422
16 Sur. No. 1308, Cons. No. 403, Col. Azcárate, Puebla
Dr. Hugo Sánchez y Torres
Click en la imagen